¿Cómo usar lockers correctamente?

Aunque pueda parecer una pregunta a la que le sobra la respuesta, se hace necesario mencionar en este artículo la forma correcta y adecuada de usar lockers, con el fin de que no abuse de este espacio de guardado, para que resulte ser una solución apropiada donde sus objetos personales estén completamente seguros.

La mayoría de empresas hoy en día, cuentan con estos espacios con el fin de proveer al empleado de una zona de seguridad que les permita tener sus objetos personales resguardados de cualquier tipo de incidente, como pérdida o daño de los elementos con los que normalmente llegan al trabajo. Estos resultan ser muy funcionales, sobre todo en espacios donde no se permite tener elementos personales a la mano durante la jornada laboral o en aquellos donde se requiere del uso de herramientas y uniformes, para guardar la ropa de diario y los objetos de valor, como anillos, relojes, pulseras, etc.

Por eso y con el fin de que pueda informar a sus colaboradores de la forma más correcta de usar estos espacios, hoy Industrias Cruz quiere darle algunas recomendaciones que sabemos serán de gran ayuda para conservar por mucho tiempo este mobiliario indispensable. Preste mucha atención y tome nota. Para empezar es más que necesario que los empleados comprendan que el uso de estos lockers es para su beneficio, al igual que los demás muebles que se encuentran dispuestos en otras áreas de la empresa y que por tanto, deben ser cuidados con la misma diligencia que los demás. Concientizar es el primer paso para asegurar la vida útil de estos elementos.

Por otro lado es importante que quienes usan este mueble porten siempre su llave personal. En algunas empresas se asigna un locker específico para cada empleado, un número que no puede cambiar ni transferir a nadie y con este una llave que le da acceso al mismo. Es indispensable que esta llave de seguridad no se pierda, pues de lo contrario se tendría que abrir el mueble con otras herramientas forzando su cerradura que puede afectar no solamente al locker en cuestión sino a los demás espacios colindantes.

También es importante que los colaboradores tengan en cuenta que la distribución al interior del mueble debe ser lo más adecuada posible, con el objetivo de que sus elementos personales puedan caber dentro del espacio y no tener que forzar la puerta del mismo. En algunos casos, los sistemas de soporte que tienen las puertas suelen dañarse al guardar más de lo que realmente cabe, pues terminan haciendo una presión de adentro hacia afuera. Indíqueles que solo es para guardar lo necesario. De igual forma los tamaños que se elijan para estos muebles deben ser acordes con la actividad del personal, si solo es para labores administrativas pueden tener un tamaño estándar, pero si es para guardar prendas de vestir y objetos de mayor tamaño, deberá definirlo con su proveedor de lockers.

Adicionalmente se hace necesario mencionar que los alimentos pueden ser alojados en este lugar, siempre y cuando cumplan con las condiciones de empacado que deben tener. Nos referimos con esto a que, cada alimento debe estar correctamente almacenado dentro de un recipiente hermético, ya sea comida sólida o líquidos, pues en cualquiera de los dos casos pueden llegar a causar grandes molestias. En el caso de la comida se tiene que lidiar con los olores, pues la mayoría de estos muebles son herméticos en sus bordes pero cuentan con rejillas de ventilación, por lo que puede escapar el aroma fácilmente e impregnar el espacio. Con los líquidos también hay problema pues si se derrama y el mueble no tiene un sistema de sellado o cuenta con ventilas en la parte baja, puede hacer que todo el líquido se derrame por fuera.

Es fundamental además, que  las puertas de estos lockers no sean cerradas bruscamente, pues puede ocasionar que el sistema que tiene para asegurarse se dañe y luego no pueda ajustarse correctamente, evitado que todo el interior esté completamente seguro. Esto es algo que solo notará al estar muy atento, desafortunadamente existen personas que no son delicadas en su trato con los objetos de los que dispone, así que hay que hacerlos reflexionar sobre cómo están utilizando los elementos de los que les provee la compañía. No olvide mencionar que el uso de estos elementos es única y exclusivamente para el personal que labora dentro de la compañía y que no está permitido utilizarlo para guardar objetos de otras personas que no corresponden a los colaboradores de la empresa. Esto le permite a usted también ejercer un control sobre la seguridad de los objetos personales de los demás empleados, evitando que manos externas puedan acceder a ellos.

Estas malas conductas que derivan en el uso inapropiado de los muebles deben ser sancionadas, al igual que la reincidencia en cualquiera de ellas. Establezca mecanismos que le permitan llevar un control de las faltas y de esta forma, poder sancionar a los que no realicen un buen uso del mobiliario del que disponen. Todo lo que resulte de malas acciones deberá ser resuelto por quien comete la falla, es decir, si se daña una chapa por introducir la llave incorrectamente en ese u otro locker, por la pérdida de la misma, sacarla fuera de las instalaciones de la empresa, etc. Debe ser pagado por la persona que cometió la falla.

Sabemos que con estas recomendaciones que acabamos de darle usted podrá garantizar un mejor uso de los lockers en su compañía y que su durabilidad no se vea afectada. Para terminar con otro consejo que será de gran utilidad, le recomendamos elegir a Industrias Cruz como su proveedor de mobiliario para que pueda estar tranquilo de que ha adquirido el mejor producto del mercado, con la confianza y seguridad que necesita.

Recent Posts